Domingo 10 de marzo de 2019. No, no se molesten en buscar en ningún medio del peís ninguna referencia sobre el cuarto aniversario del INFAME 10 de marzo de 2015. Unos porque deben considerar que los fines de semana no va a pasar nada y otros porque su Alzheimer selectivo se lo debe de impedir. 

 

 

Ése INFAME día el Govern dels millors en funciones, visto lo visto más bien se podría decir en disfunciones, al estilo de la vieja Rusia, decidió intervenir sin ton ni son Banca Privada d'Andorra. (Los rusos solían tener la costumbre de derribar los aviones que sobrevolaban su espacio aéreo para más tarde verificar quién había dentro). Y esto fue lo que pasó aquí. Si nos atenemos a los hechos, la primavera del 2014 fue el inicio, que se sepa en estos momentos, de lo que Antonio nos quiso servir frío aquel INFAME 10 de marzo de 2015.  

Tiempo tuvieron para preparar y cocinar el guiso, tal y como se dice en los países latinoamericanos. Lo primordial era desviar la atención del banco que desde el primer momento decidieron, entre unos y otros, que había que salvar. Y a ello se encaminaron todos los esfuerzos trilaterales. Por un lado en Moncloa se sabía que los Pujol tenían una parte de su dinero en Andorra, y ante lo que en Madrid se vio equivocadamente como una insurrección de Mas, realizar un chantaje fue la "penosa solución política" que fueron capaces de encontrar. Y para ello no se dudó un momento en utilizar a miembros de la Embajada de España en Andorra para tal fin. 

Ya tenemos encima de la mesa dos de las cuatro patas en las que han pretendido sustentar el disparate cósmico. Uno de los miembros de la Embajada de España en Andorra, hasta se permitió el lujo de anticipar a uno de los accionistas lo que iba a pasar: "Mira, quiero que sepas que sería conveniente que hablases con unas personas de Madrid para el tema del banco. De lo contrario, morirá, y los americanos saben cómo hacerlo". ¡¡Caramba con el individuo!! (Habría que investigar si también es capaz de anticipar los números de la primitiva o solo sabe anticipar lo que él ya conocía de primera mano). Lo que el miembro de la Embajada de España en Andorra pretendía conseguir con tan burdo chantaje eran las cuentas de Mas, de Pujol y de Junqueras.  

 

 

Y es aquí cuando entra la tercera pata del disparate supino; los EE.UU. a través del FinCENDepartamento del Tesoro Americano, una de cuyas finalidades, entre otras muchas, es la lucha contra el crimen financiero. (Recuerden que a raíz de los atentados del 11 de Septiembre de 2001, George Walter Bush promulga el USA Patriot Act, que fue aprobada por una abrumadora mayoría de la Cámara de Representantes como por el Senado el 26 de octubre de 2001, y que incluye la famosa Section 311 que en teoría brinda al Secretario una gama de opciones que pueden adaptarse para atacar los riesgos específicos de lavado de activos y financiamiento del terrorismo de la manera más efectiva). Y hete aquí que es ésa Section 311 la que se acabará aplicando a Banca Privada d'Andorra

Y falta la cuarta pata de todo éste disparate; Andorra. Ante la posibilidad real y latente de acabar con ésa familia que desde hace décadas levanta una innegable envidia en todos estos pobres de espíritu, mentes huecas y encefalogramas planos, y que en toda su más que desdichada vida tan solo se han conformado con envidiarles, el Govern dels millors no mueve una paja. El Govern dels millors tuvo, desde la primavera del 2014, tiempo más que suficiente para atajar lo que se venía encima al peís. Y no hizo nada. Y cegados ante la más que probable posibilidad de acabar con ésa familia ni siquiera fueron capaces de prever que lo que iba a caer era el más que precario sistema financiero andorrano en su totalidad. No fueron conscientes que a los EE.UU. no les interesan que en el mundo hayan más paraísos fiscales que los suyos, y que a España se le brindaba en bandeja de plata la posibilidad real de acabar de una vez por todas con Andorra. Y pese a que se les ha ido avisando de todo lo que iba a ir pasando, todos sus egos no les han permitido bajarse del burro.

 

 

Y Andorra, aquel peís que otrora era la envidia de propios y extraños, ha desaparecido del mapa del mundo. Ustedes mismos pueden hacer el análisis y preguntarse si en Andorra se vive mejor en 2019 o en 2015. También se pueden hacer la pregunta de si alguno de ustedes cree en su justicia. O si hay alguien que crea en su fiscalía. O en su Batllia. O en el Govern dels millors. O si su poder adquisitivo ha menguando más que ostensiblemente. O si ya se han quedado sin trabajo. O si en los próximos tiempos pueden quedarse sin trabajo. O si verdaderamente hay algo que funcione medio bien en el peís

 

 

 

Ahora pónganse en el lugar de uno de fuera. De alguien que desconozca de qué va el peís y vuelvan a hacer el análisis. ¿Quién va a querer ir a un peís en el que no hay seguridad jurídica? ¿Quién va a querer ir a un peís en el que se abusa de la prisión preventiva? ¿Quién va a querer ir a un peís que ha entregado su soberanía sin luchar? Y si quieren evitarse esta parte, la respuesta se la doy yo: ¡¡Absolutamente NADIE!!

 

 

Andorra les necesita a todos los que puedan votar el día 7 de abril. Vayan todos a votar. Y, sobre todo, no les den ni un voto a aquellos que formaron parte del problema, y que ajenos a lo que hicieron en el pasado, veo que siguen apareciendo en una determinada lista. Ése 10 de marzo de 2015 ha sido sin duda el día de inflexión para Andorra, para muchos de sus conciudadanos y para muchos que fueron tan ingenuos de confiar en Andorra, con mayúsculas. Ése 10 de marzo de 2015 ya ha partido la vida a demasiadas personas. Y ellos pretenden seguir en el poder como si en el peís no hubiera pasado nada. Hay que poner de una vez por todas punto y final a todo éste disparate, saber toda la verdad de lo aquí acontecido, exigir responsabilidades a todo aquel que las haya tenido y eso, con ellos en el poder, sería misión más que imposible.

 

 

 

 

¡¡En las próximas elecciones no les demos ni un solo voto!!

¡¡Ja no us tenim por!!

 

 

 

 

 

Intenten ser felices. 

Comentaris

Trending

Com la majoria de webs, utilitzem cookies (galetes), tant pròpies com de tercers, per a recopilar informació estadística de la vostra navegació i soferir-vos un servei personalitzat. Si continueu navegant, considerem que n'accepteu l'ús.