IMG 3432

 

Día 65

¡Buenos días cuaderno!

 

oriol mitja quim torra kb8E  620x349@abc

 

Leo en una noticia aparecida en el ABC de ayer, uno de esos periódicos rigurosos y serios que decía leer nuestro querido Antonio, no como el medio en el que un servidor tiene el inmensísimo gozo y placer de escribir, titulada "Auge y caída del doctor que quiso jugar a gurú independentista", que el Molt Honorable Quim Torra acaba de apartar al doctor Oriol Mitjà porque el "druida nacional" fracasa en su ensayo clínico. ¡Vaya!

 

mitja i lopez

 

En la noticia del periódico ABC, y si uno es capaz de abstraerse de la connotación política de dicho medio riguroso y serio, se dice, y cito textualmente, lo siguiente: "El doctor Oriol Mitjà es un prestigioso científico, experto en enfermedades infecciosas. Entre sus logros está el de haber desarrollado, en Nueva Guinea, un tratamiento efectivo contra el pian. Mitjà trabajaba en el Instituto de Salud Global de Barcelona (Isglobal) con el doctor Antoni Trilla, también epidemiólogo, jefe de Medicina Preventiva del Hospital Clínic y decano de la Facultad de Medicina de la Universidad de BarcelonaBonaventura Clotet, director del Instituto de Investigación del Sida IrsiCaixa, había detectado el talento científico y el tirón mediático de Mitjà y a principios de año decidió ficharle. Clotet, que además de ser uno de los mayores expertos mundiales sobre el Sida, es uno de los personajes públicos con más olfato de Cataluña, reaccionó inmediatamente a la pandemia anunciando un ensayo clínico liderado por su flamante incorporación para frenar el Coronavirus, y lanzó la campaña «Yo me corono» para financiarlo. Con el apoyo del famoseo, consiguió recaudar, en 15 días, más de dos millones de euros. Mitjà, más talentoso que socialmente hábil, se había marchado de Isglobal de un portazo, y el doctor Trilla se sintió abandonado por su discípulo. Crecido por el foco mediático, Mitjà prácticamente prometió una cura basada en la hidroxicloroquina y el darunavir que, sin ser aún una vacuna, conseguiría efectos profilácticos en la población no infectada, rebajaría la carga viral de los contagiadas y frenaría drásticamente la mortalidad. Su éxito en los medios, la seguridad en sí mismo, su ideología independentista y sus críticas al Gobierno llamaron la atención del presidente de la GeneralitatQuim Torra, que le convirtió en su asesor especial y epidemiólogo de cabecera, y se apoyó en él para insistir en el discurso de que en Cataluña se sabían hacer las cosas frente a una España obsoleta, perdida en su atraso y en su incompetencia. El doctor Mitjà se prestó encantado al juego y el doctor Trilla quedó eclipsado. Pese a la gravedad de la crisis y la seriedad que se les supone a las mentalidades científicas, empezó entre los médicos e investigadores catalanes una insólita guerra de divas, y el frentismo entre los que «son de Mitjà» y los que «son de Trilla», y un abierto enfrentamiento entre los dos entornos. Mitjà llevaba la delantera y era el más osado en sus planteamientos. Trilla, mayor y más discreto, era la voz más prudente, y menos mediática, y su campaña para recaudar fondos no tuvo ni de largo el éxito del «Yo me corono» de Mitjà y Clotet. Pero en su creciente proyección pública, Oriol Mitjà se sintió tal vez demasiado cómodo en el papel de salvador de la patria en lugar de centrarse en su ensayo clínico. Insistió en sus críticas al Gobierno y exigió el confinamiento total, al que en parte accedió Pedro Sánchez. También, junto con Torra, reclamó poderes especiales para que la Generalitat «cerrara» Cataluña y comandara en solitario la gestión de la crisis. Entró en polémicas estériles en las redes sociales y dejó que TV3 le convirtiera en el druida nacional, con programas y entrevistas en los que acabó hablando de su vida privada, compareciendo con su novio y un taper garbancero que le había preparado para cenar. El «milagro» tenía que haber llegado hace 15 días pero el darunavir se reveló ineficaz y se demostraron en la cloroquina efectos negativos para las personas con problemas de corazón. A Torra se le empezó a romper el juguete de su científico de cabecera. Por su alta exposición mediática y su exagerado posicionamiento político, Mitjà empezó a quedarse solo y a acumular enemigos. En los últimos días no ha tenido más remedio que reconocer que todavía está reclutando a voluntarios para su estudio y que los resultados obtenidos hasta ahora «no son los que esperábamos». Además, la comunidad científica ha reaccionado frontalmente contra su pasaporte inmunológico, por considerarlo «racista» y «peligroso», y Quim Torra, que había comprado alegremente la idea, la acabó desdeñando ante semejante rechazo. Para acabar de caer en desgracia, a Mitjà sólo le ha faltado apoyar el plan de desescalada de Pedro Sánchez. Continúa en su cargo de asesor pero ya no es el infectólogo de cabecera, no forma parte del núcleo que toma las decisiones y ha dejado de ser el referente del presidente de la Generalitat. Antoni Trilla ha recuperado posiciones y vuelve a ser la voz científica de referencia en Cataluña. Esta siniestra máquina de triturar talento que es el independentismo político ha podido hasta con el temple de un científico de indiscutible trayectoria como Oriol Mitjà, distinguido en 2013 con el premio de la Fundación Princesa de Girona. Otra batalla estéril que ningún avance ha producido, otra demostración de que la independencia como solución mágica no existe, otra pelea de divas en la que Quim Torra todo lo da y todo lo quita, y él continúa como si nada tuviera que ver con los cadáveres que va dejando en el camino". Fin de la cita. 

 

7972b4ff 7f26 4b3e bdb9 32821a6cd9c8 30175149 1024x682

 

En una entrevista realizada por el medio Vilaweb.cat, el pasado 2 de mayo, y titulada "Cristina Royo: ‘Andorra seria el primer país del món a fer un estudi amb tota la població’", se dice, y cito textualmente, lo siguiente: "...Amb els 150.000 tests comprats a la Xina podran saber en quin punt d’immunitat es troba la població i calcular millor les polítiques de desconfinament. Per això Royo no descarta la implementació del polèmic passaport d’immunitat –el govern ja el té damunt la taula– i que el seu equip prefereix d’anomenar-lo ‘targeta immunitària’. També ens parla del pla de desconfinament que va dirigir Oriol Mitjà per al govern de Catalunya i en el qual ella va participar. Aquest document l’ha tapat el pla Sánchez, però Royo demana que no es passi per alt: ‘És un document que no crec que hagi d’anar a la paperera’... - Com sorgeix la idea de fer una fotografia immunitària de tota la població? - Doncs a partir de les d’alguns països que havien anat fent fotos en municipis concrets, com per exemple Alemanya. I en una de les nits en què no dormíem vàrem dir-nos: ‘I si féssim una foto de tota Andorra per saber quina prevalença real tenim en el país?’ Així ens podríem basar en dades reals i no en hipòtesis. La idea era una mica boja. Vàrem començar a redactar el projecte amb tot el grup i quan ho vàrem tenir tot escrit ho vàrem ensenyar a Oriol Mitjà, amb el qual tenim una molt bona relació. A ell li va semblar una idea fantàstica i va dir que ho havíem de presentar al govern. I hem tingut la sort que tenim un govern que escolta molt aquestes propostes i és molt proactiu. Això ha estat una sort. A partir d’aquí ja hi ha entrat el ministeri i ha començat el projecte... - El ministre de Salut, Joan Martínez Benazet, va dir que administreu als pacients hidroxicloroquina i azitromicina. - Es noten els efectes? - Bé, estem a l’expectativa que surtin els estudis definitius, com el del doctor Mitjà, que donarà unes dades sobre quins efectes té la hidroxicloroquina. I també hi ha l’equip de Marsell del doctor Raoult que treballa amb un estudi que barreja la hidroxicloraquina i l’azitromicina. Nosaltres només ens basem en dades observacionals, no hem fet cap estudi clínic a l’hospital. I les observacions tenen molts biaixos. Llavors és molt difícil de dir si va bé o no...  - Què creieu? - Jo crec que potser en estadis inicials, quan en donem ja de bon començament, sí que és veritat que el pacient pot presentar menys càrrega viral i empitjora menys. Però això és una opinió personal. I hi ha pacients que tenen molta càrrega viral quan arriben, i encara que comencis el tractament amb aquests medicaments de manera precoç, la part inflamatòria avança igualment i acaben empitjorant. - El remdesivir l’heu provat? Sembla que hi ha resultats contradictoris. - M’encantaria opinar, però només és en assaig clínic. L’han provat els companys de Catalunya, però aquí no l’hem provat i no en puc opinar...  - Vàreu participar en l’elaboració de les eines de desconfinament del govern català. Aquest pla creieu que ha perdut el sentit després de la proposta del govern espanyol? - A veure, la proposta del doctor Mitjà crec que és una revisió excel·lent, un gran resum de tot allò que s’ha escrit fins ara de les mesures d’aïllament, com s’han de fer els tests, sobre l’estratègia a seguir, com fer la desescalada… És una revisió molt extensa i un document que no crec que hagi d’anar a la paperera. És clar, ara el govern català malauradament depèn del govern central, però en cap cas no és un document que s’hagi de passar per alt". Fin de la cita. 

 

casera 1

 

Los experimentos, en casa, y con gaseosa. 

 

images

 

Puede que algún día a alguien se le ocurra preguntar a quiénes corresponda ¿qué "experimentos" se están haciendo en Andorra, y quién o quiénes están al frente y los están llevando a cabo? ¿Y si en dichos "experimentos" se utiliza "La Casera", la "Revoltosa", cualquier otra gaseosa, o un cóctel de todas ellas? Puede...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Intenten ser felices. 

Comentaris (1)

Trending

Com la majoria de webs, utilitzem cookies (galetes), tant pròpies com de tercers, per a recopilar informació estadística de la vostra navegació i soferir-vos un servei personalitzat. Si continueu navegant, considerem que n'accepteu l'ús.